¿QUÉ ES LA HIPNOSIS TERAPÉUTICA?

 

La Hipnosis clínica o terapéutica, es una técnica muy utilizada entre los Psicólogos Clínicos. Hay mucha confusión en cuanto a qué es y cómo funciona. Estamos acostumbrados a ver la hipnosis en la televisión como un teatro o un estado «mágico» donde la persona esta a merced del hipnotizador y pierde todo su poder. Nada más lejos de la realidad. La hipnosis utilizada en terapia sirve precisamente para lo contrario: Otorgar poder y control al paciente. Debemos dejar claro que la hipnosis clínica no está dentro de las llamadas «terapias alternativas». Es una técnica reconocida de pleno derecho como un procedimiento que se basa en principios científicos.

 

¿CÓMO FUNCIONA?

 

La mente tiene varias capas de profundidad. Esta herramienta terapéutica nos ayuda a conectar con zonas cerebrales que en la terapia más convencional no están a nuestro alcance. La mente consciente y más reciente en la evolución (corteza cerebral), está muy defendida y a veces es muy complicado acceder a contenidos más profundos que son el origen del síntoma.

Gracias a la hipnosis podemos conseguir conectar con el cerebro mas emocional y primitivo. De esta forma accedemos a estructuras subcorticales como el sistema límbico. Cuando usamos la hipnosis podemos combatir eficazmente sugestiones, programas emocionales que hemos automatizado y no somos conscientes de ellos. Accedemos a nuestro inconsciente, que como ya es sabido, es el máximo responsable de que repitamos pautas destructivas. A nivel racional, entendemos que algunos de nuestros comportamientos no son adecuados, pero sentimos que estamos abocados a repetir por mucho que lo entendamos.

La hipnosis genera un estado de focalización de la atención consciente con una disociación momentánea que nos permite acceder a habilidades inconscientes que no son accesibles habitualmente.

Esta poderosa herramienta se usa en terapia combinada con otros procedimientos dentro del tratamiento psicológico. Conviene cerciorarse de que quien lo usa sea un especialista en psicología y tenga la formación adecuada.

 

¿EN QUÉ CASOS ESTÁ INDICADA LA HIPNOSIS?

 

La utilizamos cuando el sistema de creencias no permite la evolución del paciente hacia el objetivo propuesto.

Cuando hay grabadas en nuestro inconsciente escenas de la infancia en las que la persona se sintió humillada, sin recursos, no amada, no respetada, no defendida.

Si en terapia vemos que hay un guion de vida de no merecimiento y no valoración personal y con procedimientos habituales no vemos una gran mejoría.

Al existir  lealtades familiares (amor ciego infantil), con órdenes muy claras de no tener éxito en uno o más aspectos importantes de la vida.

Para instaurar nuevas imágenes para superar un trauma no resuelto del pasado.

Cuando nos genera ansiedad o estrés un determinado acontecimiento que nos vemos incapaces de enfrentar.

Padecer una enfermedad psico-somática.

 

BENEFICIOS DE LA HIPNOSIS

 

Ayuda a combatir el dolor.

Mejora los efectos secundarios de algunas medicaciones.

Produce relajación combatiendo así la ansiedad y el estrés postraumático.

Mejora las funciones del Sistema Inmunitario.

Rehabilita en el tratamiento de superación de miedos y fobias.

Combate el estado de ánimo depresivo.

Reestructura el sistema de creencias.

En mi consulta además uso para llegar a un estado de hipnosis con mayor efectividad el movimiento ocular rápido (MOR). Una vez que la persona entra en ese estado, no pierde la consciencia, pero está mucho más receptivo a mostrar en imágenes y con emociones aquello que debemos sanar para que su vida fluya como desea. Los resultados son asombrosos en casos donde la terapia convencional no resulta efectiva.

 

Mariam Mascías. Emerge Psicólogos

http://www.psicologo-mariam-mascias.com/